sacred-3-nota
Buscó consagrarse, pero terminó siendo simplemente mortal

Deep Silver rescató del abismo a una franquicia que tanto en PC como en consolas, luchaba por encontrar su lugar dentro de la gran gama de juegos disponibles. Desde el principio, se habló que el publisher contaba con toda la intención de realizar grandes cambios a lo visto en la saga, con el propósito de que esta finalmente destacara entre otros tantos competidores del género.

Así es como Sacred 3, se olvida de muchos de los conceptos que tantas comparaciones con la saga de Diablo le ganaron. Aquí no existe mundo abierto, ni mucho menos gran historia o sistema de toma de decisiones con consecuencias; esta tercera entrega se concentra en brindar un juego de acción pura, con ligerisimos toques de RPG. Aunque al final, parece que termina con menos de lo que debiera haber ganado.

sacred3screen1

sacred2thumb2La “historia” nos lleva a defender la tierra de Ancaria nuevamente del mal, ya que ahora el conflictivo imperio Ashen ha formado una macabra alianza con seres del mismísimo inframundo. En realidad no hace falta que continuemos detallando el remedo de trama que se presenta, pues es evidente que hasta el mismo desarrollador no la ha tomado demasiado en cuenta; O eso es lo que denota tanto sus malísimos diálogos con intención humorística, o el diseño de sus protagonistas, el cual llega a verse salido como de la era del primer Playstation.

Para hacer frente a tal amenaza, podemos controlar a uno de cuatro héroes principales -cinco si poseemos el DLC especial del juego, que viene en las primeras ediciones del mismo-.Dichos guerreros son: Seraphim (guerrera celestial con técnicas místicas), Safiri (fiero combatiente estilo poderoso guerrero africano), Ancarian (balanceada heroína con espada), Khukuri (intrépido arquero con apariencia asiática) y Malakhim (rápido personaje descargable que blande dagas y unos cuantos encantamientos).

Cada uno al eliminar enemigos y ganar experiencia, irá desbloqueando la oportunidad de aprender nuevas habilidades o técnicas. Desgraciadamente, el sistema para personalizar o mejorar a nuestro personaje presenta serias limitantes, principalmente porque solo es posible acceder a un puñado de mejoras que dependen del nivel personaje, Pero este no es el único freno, puesto que para desbloquearlas se debe de pagar una cierta cantidad de dinero, lo que pareciera que es meramente una artimaña para mantenernos pegados al control como pura excusa.

De igual forma, el equipo o los aditamentos que podemos comprar presentan un límite arbitrario, que solo se va retirando mientras participemos en las arenas de combate o pequeños escenarios extra esparcidos por el mapa. Todas estas mecánicas de mejoras hacen que el juego se sienta más limitado de lo que realmente es. Bueno, eso y un poco la notable falta de algún protagonista hechicero.

sacred3screen2
sacred2thumbEn su afán por “optimizar” la experiencia para la modalidad multijugador, ahora todo el juego se recorre de manera lineal y por misiones, un cambio drástico al entorno abierto de previos capítulos. Las misiones principales están compuestas por los clásicos recorridos por incontables pasillos llenos de enemigos, con muy pocas variantes de objetivos y caminos alternos. Fuera del esperado camino escondido que oculta algún tesoro, o la defensa de un punto por determinado tiempo, el progreso es bastante predecible.

Hablamos de que hasta algunos peligros u obstáculos en los escenarios son descaradamente reciclados, como gigantescas piedras que intentan aplastarnos súbitamente, o trampas que ni siquiera dañan a los enemigos cercanos. Por lo menos hay un poco más de variedad en los enemigos, pues si existe diversidad en su tipo, así como en sus ataques,

Por fortuna, dos puntos lográn rescatar parte de este polémico lanzamiento. El primero de ellos es la modalidad multijugador en línea, la cual si hace mucho más entretenida la jornada completa. Dado que los personajes cuentan con habilidades únicas para esta alternativa, la estrategia de combate se expande, y nos permite participar en divertidos y caóticos enfrentamientos. Lo malo, es que de manera local solo es posible disfrutar de partidas hasta para dos jugadores simultáneos, situación que parece una oportunidad desperciada dadas las capacidades de PS3 y Xbox 360.

La otra característica que brilla dentro del juego, son las asombrosamente entretenidas e intensas batallas contra los jefes de nivel. Estas rompen con el tedio de los escenarios de manera tajante, ya que la gran mayoría se lanza al ataque de manera distinta, y representan un buen reto divertido de superar. Además, no todas estas secciones son forzosamente confrontaciones contra una temible bestia, sino que también llegan a presentarse secuencias diferentes, que cambian el ritmo de la acción.

sacred3screen3

Por otra parte, a nivel visual y sonoro el juego no es nada del otro mundo. El nivel de detalle dentro de los escenarios o los efectos especiales, incluso está un poco por debajo del promedio de lo que hemos visto en la generación. Así mismo, la banda sonora es épicamente génerica, e incluso en su mayor defecto pasa desapercibida.Lo que no pasa desapercibido, son las bajas en el framerate o acción en la pantalla en uno que otro momento, muestras de un port a consolas deficiente.

sacred2thumb3Conclusión
Sacred 3 es en verdad un juego promedio de acción, pero una mala secuela para lo que se había intentado con la saga hasta este momento -y seguramente para los fanáticos de la misma-.Sin embargo, fuera de lo que conlleva su nombre, sus errores o su pasado, es netamente un juego dominguero para pasar el rato con amigos o familiares. Una tercera aventura sagrada que buscando consagrarse, simplemente se volvió mortal.

Aciertos
- Divertida acción en línea para hasta cuatro jugadores simultáneos.
- Intensos y desafiantes combates contra jefes de nivel bien elaborados.

Errores
- Opciones de personalización limitadas y con mécanicas de mejora arbitrarias.
- Escenarios bastante lineales y algo repetitivos.
- Diseño de personajes y temas musicales sumamente genéricos.
- Problemas de framerate ocasionales, apartado visual nada estelar.

calificaciónsacred

  • BUEN, no mejor dicho conciso y preciso. excelente analisis.
    el juego le falto, y paso lo mismo que con bound by flame….